Con la llegada del otoño, apetecen mas los platos de cuchara, hemos cocinado dos platos de un solo guiso, con una buena carrillada ibérica, que hicimos anoche para la cena con unas patatas fritas, hoy con unos garbanzos remojados de la noche antes, hemos hecho un potaje par chuparse los dedos.

INGREDIENTES:

  • 1 Kgr. de Carrillera Ibérica.
  • 1 Cucharada de Manteca de Cerdo.
  • Cebolla, ajos, pimientos verdes, amarillos y rojos.
  • Salsa de tomate.
  • Pimentón dulce de la Vera.
  • Pimienta negra, romero y orégano.
  • Laurel.
  • AOVE
  • Fino de Trebujena.
  • 1/2 kgr. de garbanzos remojados.

Primero, en un sarten con un poco de manteca de cerdo sellamos la carne y reservamos.

En el mismo sarten, pochamos la cebolla con los dientes de ajos tronzados, el pimiento en tiras y las especias.

Añadimos la carne, salpimentamos y cubrimos con el vino, ponemos una cucharada de pimentón y dejamos a fuego lento 45 minutos.

Ya tenemos el primer guiso, tenemos la cena.

Para el almuerzo solo con añadir a este guiso los garbanzos, que con anterioridad los hemos cocido con una cabeza de ajo y un chorro de Aceite de Oliva Virgen Extra. Dejamos cocer media hora mas todo junto, añadiendo el agua que vaya necesitando para que no se seque.

Dejar diez minutos de reposo y al plato.

Anuncios